¿Qué es la mamoplastia de reducción?

Es una intervención mediante el cual se reduce el tamaño de los senos con gigantomastia (demasiado grandes), o en la que se retiran los implantes de un paciente que se halla realizado anteriormente una operación de aumento. En el procedimiento se eliminan los excesos de piel, grasa y tejido mamario, con el fin de obtener una forma simétrica, estable y armoniosa de los dos senos, adaptada a la morfología del paciente.

¿Qué resultados ofrece la operación de reducción de pechos?

Esta intervención no solo consigue reducir el volumen para corregir posibles problemas o la retirada de prótesis de tamaño excesivo, sino también elevar la postura de los senos de la paciente, dando un aspecto más juvenil.

Visita nuestro Instagram y conoce más sobre todos nuestros trabajos

¿Qué soluciona la cirugía de reducción de senos?
La mamoplastia de reducción ayuda a modificar el volumen y la posición de los senos de la paciente, buscando que se vean mucho más proporcionales con el resto de su cuerpo y que además, la hagan sentir más cómoda.Usualmente, las mujeres que deciden realizarse una reducción de senos lo hacen para aliviar dolencias e incomodidades ya que, unos senos muy grandes pueden ocasionar dolores de espalda o generar molestias al realizar actividades cotidianas como hacer deporte o caminar, o incluso comprar ropa.

Preguntas frecuentes

Por su puesto. Dependiendo de las condiciones y expectativas del paciente, la mamoplastia de reducción se acompaña con un levantamiento de senos para lograr mejores resultados estéticos. En este caso, se puede hacer el levantamiento con técnicas quirúrgicas modernas o con el uso de implantes mamarios.

El objetivo siempre es cumplir las expectativas de la paciente dentro de estándares realistas, teniendo en cuenta:

Lograr el tamaño deseado.
Reducir las molestias generadas por unos senos grandes.
Simetría de los senos.
Proporción de acuerdo a la contextura corporal.

En la mayoría de los casos, la mamoplastia de reducción, se realiza bajo anestesia general. Este procedimiento consiste en la extracción de cierta cantidad de tejido mamario y piel y además, en la reubicación de los pezones con el fin de que se vean naturales con respecto al resto del seno; para el procedimiento normalmente, se realizan tres incisiones; una alrededor de la areola, otra que corta desde la areola hasta el pliegue del seno en línea vertical, y, por último, otra incisión en el pliegue debajo de la mama.

A continuación, empieza la extracción de la piel, el tejido mamario y la grasa innecesarios, se mueve el pezón y la areola para que queden en una posición más alta, adecuándose a la nueva apariencia de los senos. Usualmente, esta intervención también cambia el tamaño de la areola, haciéndola más pequeña.

Finalmente, el cirujano cerrará las incisiones con suturas y dará por terminado el procedimiento que puede durar entre 2 y 5 horas dependiendo del caso y que además (según indicación del cirujano) ocasione que el paciente deba quedarse en el hospital durante una noche o más de acuerdo a los resultados del procedimeinto.

Después de la reducción de mamas, los senos y el tórax serán envueltos en un vendaje y, en algunos casos, será necesario colocar tubos de drenaje cerca a las mamas, los cuales serán retirados alrededor de tres a cinco días después de la operación, de acuerdo con las indicaciones del Doctor Edgar Quintero.

La primera semana, las gasas serán retiradas para ser reemplazadas por un sostén suave o postquirúrgico que deberá ser usado durante varias semanas, dependiendo del proceso de recuperación del paciente.

Con respecto al dolor ocasionado por la operación de reducción de senos, este deberá disminuir después de unos pocos días, sin embargo el profesional a cargo del procedimiento le recomendará al paciente, analgésicos que le ayudarán a soportarlo de acuerdo al caso. Es importante que el paciente no aplique calor o frío sobre sus mamas a menos que sea indicado por el Dr.

Normalmente los signos como la hinchazón y los hematomas empiezan a desaparecer de manera natural después de una semana, y también, durante este periodo las pacientes suelen notar una significativa disminución de la sensibilidad en las mamas, sin embargo este signo es bastante normal y tiende a desaparecer con el paso de los días.

Por otro lado, los puntos de sutura, realizados para el correcto desarrollo del procedimiento y el periodo de recuperación, serán retirados alrededor de dos semanas después de la intervención.

Después del proceso de recuperación, la paciente se encontrará más cómoda realizando algunas de sus actividades diarias y notará la desaparición de algunas dolencias físicas, especialmente dolores de cuello y espalda.
Los síntomas de la piel y el dolor desaparecerán en la medida que la paciente cumpla responsablemente con las indicaciones del cirujano, aunque será necesario que use un sujetador especial durante unos meses para ayudar a la readecuación de la forma de las mamas.

Sobre las cicatrices, el Doctor tratará, en lo posible, de que queden ocultas pero estas serán permanentes y serán más visibles durante el primer año, aunque se puede disminuir ampliamente su apariencia por medio de medicamentos como cremas o tratamientos láser, por lo que, estas no serán notorias a simple vista, incluso cuando la paciente este usando escotes profundos.

Ellimina el exceso de grasa, tejido y piel de los senos
Logra la simetría de ambos senos
Mejora la postura de la paciente, ya que se reduce el peso de los pechos
Eliminación de dolores provocados por el peso y tamaño de los senos

Para poder entregar al paciente los costos de este procedimiento, es indispensable realizar previamente una cita de valoración que permite determinar un presupuesto hecho a la medida de cada persona, elaborando una historia clínica con una cronología de sus anteriores procedimientos (en caso de que existan) y demás detalles que puedan resultar importantes antes de la intervención quirúrgica y que incluso pueden considerarlo no apto para la práctica.

La duración de éste diagnóstico, también proporciona conocer a fondo las especificaciones de la póliza de seguro que incluye cada uno de los procedimientos y sus beneficios.

La cita de valoración con el Dr. Edgar Quintero tiene un costo de: €0.

Las incisiones son hechas en lugares específicos como en el pliegue bajo del pecho o en la areola por lo que las cicatrices son normalmente casi imperceptibles a la vista.

Esto depende del procedimiento que deba hacer el cirujano, ya que si es necesario desplazar la areola demasiado esta puede perder contacto con los conductos galactóforos encargados de la conducción y expulsión de la leche materna.

Las mujeres en estado físico óptimo, que no fumen ni presenten enfermedades de riesgo que puedan complicar la intervención son candidatas.

El contenido que se encuentra en esta sección es únicamente informativo. Los resultados y recomendaciones del procedimiento Mamoplastia de Reducción, pueden ser diferentes de acuerdo a las condiciones físicas específicas de cada paciente y el seguimiento riguroso de las indicaciones del Dr. Edgar Quintero antes, durante y después de la cirugía.

Todos los tiempos indicados en esta sección como duración del procedimiento, tiempo de recuperación, uso de fajas o medicamentos entre otros, puede variar de acuerdo a las condiciones de cada paciente.

Recomendamos contactarnos para obtener información más detallada sobre resultados, duración, preparación, incapacidad, contraindicaciones y riesgos.

Solo en la cita de valoración y luego de los exámenes médicos propios de la intervención es que se podrá entregar al paciente, información precisa sobre el procedimiento de Mamoplastia de Reducción, aplicada a su caso.

El precio del procedimiento Mamoplastia de Reducción puede variar de acuerdo a las condiciones específicas del paciente. Solo en la cita de valoración, se podrán entregar los costos precisos de la cirugía o tratamiento.

Todos los testimonios, videos y fotos de antes y después, corresponden a resultados y experiencias obtenidas en esos pacientes específicos. Los resultados de los tratamientos y/o procedimientos pueden variar en cada persona.